CONCEJALES PERONISTAS DE SAENZ PEÑA PIDEN QUE EL CONCEJO SE EXPRESE EN EL ABORTO

CONCEJALES03Para la sesión del día de hoy, el Bloque de Concejales Peronistas de la segunda ciudad del Chaco solicitaran a todo el Cuerpo una expresión sobre el tratamiento del polémico proyecto de la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo IVE (aborto); que el intendente se exprese con funcionarios.


Los tres Concejales del Bloque Justicialista firmaron un proyecto de declaración con cuatro tres ejes:
1)-Los fundamentos jurídicos y técnicos del proyecto legislativo que se está tratando;
2)-Las consideraciones de responsabilidad institucional como órgano de representación de la ciudad;
3)-Poner a disposición de toda la comunidad y del Cuerpo Legislativo local herramientas técnicas que a tenor del texto real del proyecto de aborto, contienen algunos contrasentidos de política pública;
4)-Propiciar un esclarecimiento de las partes técnicas del proyecto y comunicar a la sociedad la postura de cada bloque
El texto firmado por el Dr. Dante Moreira, la Prof. Vilma Slusar y el Prof. Jorge Antonio Godoy dice que visto el proyecto legislativo de interrupción voluntaria del embarazo que se está tratando en el Senado de la nación que cuenta con media sanción de Diputados, y considerando que en su fundamento más profundo existen razones de índole religiosas, morales y específicamente jurídicas es importante destacar que a tenor de nuestra historia como ciudad, en nuestro carácter de habitantes y ciudadanos de esta providencial Sáenz Peña, actuales representantes sociales, es importante establecer una postura institucional por Bloque y en su caso por la Institución respecto de un tema tan importante para nuestro Pueblo y sociedad;
Que entienden que un proyecto tan comprometido como el del aborto a simple declaración de voluntad no tiene color político, por ende, no es ni de derecha ni de izquierda, dado algunas situaciones técnicas y jurídicas de la manera en como está diseñado;
Que el mismo promueve la legalización del aborto a simple pedido de las personas, pero viola tratados internacionales de Argentina y normas que son de última generación en materia de derechos;
Que la objetiva legislación vigente en materia civil, penal e internacional que rige hoy en la República Argentina, es tan clara que no deja dudas de que la existencia de la persona humana comienza "desde el momento mismo de la concepción".
Que por ende, este proyecto así no pasaría el test de constitucionalidad;
Que consecuentemente a esto, ya se han expresado muchas entidades con fundamentos estrictamente jurídicos, NO científicos ni religiosos"; que a su vez, ya se han expresado cientos de organizaciones y entidades con fundamentos estrictamente religiosos; y así ya se han expresado muchas entidades sanitarias, autoridades médicas de todo el país, médicos en forma organizada y en forma particular;
En ese sentido, independientemente de los calores y colores de la política actual, se puede citar en el marco de la responsabilidad institucional de este Cuerpo, el artículo 1º de la Convención sobre Derechos del Niño, la cual goza de jerarquía constitucional desde la reforma de 1994 (es de igual talante que nuestra Constitución), que define como niño a "todo ser humano desde el momento de su concepción y hasta los dieciocho años de edad"; Ley vigente y superior a todas las Leyes de la Nación. Desde dicha norma internacional, para nuestro País de jerarquía Constitucional, a toda persona humana, desde la concepción misma, le resulten aplicables la totalidad de las normas que, tanto en nuestro derecho interno como en los tratados internacionales sobre derechos humanos, protegen la vida humana";
Que a su vez, el artículo 75 inciso 23 de la Constitución Nacional impone al Congreso la obligación de legislar "en protección del niño desde el embarazo";
Y que si bien se puede sí distinguir entre personas ya nacidas y personas por nacer, ese dato biológico es irrelevante a los fines jurídicos porque, por nuestro ordenamiento jurídico supremo, y también conforme lo dispone el nuevo Código Civil y Comercial en su artículo 19,ambas son personas humanas y, como tales, tienen derecho a la vida";
Que también en ese orden, el artículo 19 del nuevo Código Civil y Comercial de la Nación -máxima Ley Civil Argentina dispone: "Comienzo de la existencia. La existencia de la persona humana comienza con la concepción"; Se reconoce al nasciturus o persona por nacer como sujeto de derecho y, por ende, protegido por la legislación civil, siendo pasible de adquirir derechos y obligaciones;
-La Academia Nacional de Medicina ha fijado varias veces su posición estableciendo que “la vida humana comienza con la fecundación, esto es un hecho científico con demostración experimental;
Que ello no se trata de un argumento metafísico o de una hipótesis teológica. En el momento de la fecundación, la unión del pronúcleo femenino y masculino dan lugar a un nuevo ser con su individualidad cromosómica y con la carga genética de sus progenitores. Si no se interrumpe su evolución, llegará al nacimiento”;
Las normas vigentes en la Nación son de última generación. No son normas vetustas:
Tanto los tratados internacionales que establecen y ratifican que la vida comienza desde la concepción, como nuestra Constitución Nacional, y nuestro Código Civil y Comercial (en igual sentido que el viejo Código de Vélez Sarsfield) son normas de última generación;
Por ello, y al contrario de lo que se intenta decir, si es que el proyecto para legalizar el aborto se dice moderno, esto está claro que los textos legales vigentes no son ni antiguos ni arcaicos u originados en viejas épocas “que podrían contradecir las nuevas concepciones políticas y sociales". Todo lo contrario, las normas que definen la vida humana son normas de jerarquía suprema y a la par son derechos de última generación;
El proyecto y sus lagunas técnicas y los absurdos
En primer lugar el proyecto de legalización del aborto técnicamente y en sus articulados es poco conocido y publicado (llamativamente), y contiene algunas situaciones de lagunas técnicas:
-El proyecto establece que el aborto podrá realizarse “con el solo requerimiento de la mujer” y hasta la semana 14, es decir, más de tres meses de gestación
-Luego de este plazo, se podrá abortar en tres casos:
1)-VIOLACION: pero a simple juramento de la mujer (es decir cualquier persona que jure que la violaron, podrá ejercer el pretendido aborto legal);
Y es totalmente arbitraria. En caso de violación, una mujer podría solicitar un aborto hasta el último día del embarazo, algo que no tiene ninguna justificación razonable.
2)-CASO DE RIESGO DE VIDA O RIESGO DE SALUD DE LA MADRE: ambigua, ya que si hay riesgo de vida para la madre, es entendible, no hay mucho que discutir. Ahora, el riesgo "de salud" de la madre, es un concepto demasiado impreciso, que puede prestarse a variadas interpretaciones;
3)-DIAGNOSTICO DE "INVIABILIDAD DE VIDA EXTRAUTERINA DEL FETO: También bastante imprecisa y ambigua para interpretar.-
-El proyecto contiene problemas en cuanto a los requisitos para abortar, ya que sólo estipula "el consentimiento informado de la mujer" por escrito, pero en el caso de los menores de edad, el proyecto se atiene a lo dispuesto en el artículo 26 del Código Civil y Comercial, que establece que los padres deben opinar pero no les concede poder absoluto de decisión.
-El tema de la perentoriedad, ya que una vez que la persona comunica su deseo de abortar, dice el artículo 7, "tiene derecho a acceder a la interrupción voluntaria del embarazo en el sistema de salud en un plazo máximo de cinco (5) días". La ley NO ESTABLECE NINGUN período de reflexión, algo que solían contemplar las normativas de los países a los que supuestamente se toma como modelos.
-El proyecto NO prevé una entrevista con asistente social, médico o psicólogo para analizar los motivos de la decisión y eventualmente encontrar otras alternativas.
-En el caso del deber de "información adecuada", "atención previa y posterior a la interrupción voluntaria del embarazo de carácter médica, social y psicológica, con el objeto de garantizar un espacio de escucha y contención integral"; e "información adecuada y confiable sobre los distintos métodos anticonceptivos disponibles (…)", el proyecto establece que la información a suministrar es "sobre los distintos métodos de interrupción del embarazo, los alcances y consecuencias de la prosecución de la práctica y los riesgos de su postergación". (nunca otra alternativa de vida).
En materia de Objeción de conciencia:
-El artículo 11 admite la objeción de conciencia únicamente a título individual y con una inscripción previa. Acá no se habla de privacidad ni discreción: el médico que no desee practicar abortos deberá anotarse en un registro. (es un tema muy extenso para tratarlo aquí peor importante para el respeto del derecho de los profesionales).
-Creemos que está bien el tema de que no se admite la objeción de conciencia por parte de una institución. (Hospitales, Ongs, sanatorios etc.) puesto que el derecho de objeción de conciencia es individual. Otro tema será el caso de hospitales religiosos cuya estructura orgánica, estatutos, leyes internas son en su mayoría o totalidad impregnada por estas concepciones;
-Se fija una cobertura total para esta práctica en hospitales, obras sociales y prepagas. La gratuidad del aborto es para todas, sin prioridades para las mujeres de escasos recursos, aunque supuestamente esta ley les estaba destinada;
-Y situaciones polémicas como la del artículo dedicado a la necesidad de establecer políticas de prevención de embarazos no deseados, procreación responsable y educación sexual en las escuelas. Dos cosas que están legisladas hace muchos años en nuestro país.
-En materia de estadísticas, ya HAY registros estadísticos, algo que está contemplado en todas las prácticas médicas en nuestro país.
DATOS A REGISTRAR - OTRO ABSURDO (o no tanto):
-El proyecto establece registrar "todo dato sociodemográfico que se estime pertinente para evaluar en forma anual los efectos de la presente ley";
-Esto tiene un objeto muy claro y explica la repetición hasta el cansancio de la cifra de 500 mil abortos, absolutamente irreal; de aprobarse la ley, a un año plazo dirán que la legalización hizo disminuir los abortos. Sucedió en Uruguay recientemente, pero se ha venido haciendo en todos los países.
EL PROYECTO TIENE CAMBIOS PARA EL CODIGO PENAL:
-Se eliminan las penas actualmente previstas en general, pero se las mantienen en el caso de que el aborto se realice sin consentimiento de la mujer.
-También si se produce más allá de las 14 semanas (semana 15 de embarazo), PERO con una pena irrisoria, de 3 meses a un año.
-Es inferior a la pena por hurto -de un mes a 2 años y hasta seis años en algunos casos; o por abigeato, castigado con 2 a 6 años de prisión.
-El proyecto también elimina la pena agravada para el practicante en el caso de que la mujer muera en aborto clandestino consentido. Actualmente llega a 6 años. En el proyecto sería de 3 meses a 1 año.
-Y en una parte final, una suerte de contrasentido penal, ya que se agrega un artículo al Código Penal para castigar al que obstruya la realización de un aborto. "Será reprimida con prisión de seis (6) meses a dos (2) años e inhabilitación especial por el doble del tiempo de la condena la autoridad de un establecimiento de salud o profesional de la salud que dilatare, obstaculizare o se negare a practicar un aborto en los casos legalmente autorizados"; por ende ahora, si esta negativa lleva a que el aborto no se realice -o sea, que nazca un niño– la pena se elevará de 2 a 5 años. Una cosa llamativa;
-O sea, el que practica un aborto fuera de término es menos castigado que el que, con su negativa a realizarlo, causa el nacimiento de un niño. Algo equiparado a un delito.
Y un contrasentido final:
-Para la realización de un aborto en caso de una violación, basta el requerimiento de la mujer gestante y una declaración jurada.
-Esto quiere decir, por ejemplo, que una mujer con un embarazo de 4 o 5 meses, puede abortar con el sólo trámite de "jurar" que el niño en gestación es producto de una violación;
-En ningún punto del proyecto queda reflejada la gravedad de esta práctica, esto es, castiga con más fuerza al que lo "obstaculiza" que al que lo practica fuera de la ley;
-Tampoco hay nada que prevenga la posibilidad de que el aborto se convierta en método anticonceptivo, ya que no se prevé por ejemplo un límite en la cantidad de veces que una mujer puede apelar a esta práctica. Por ej., en la ley Boliviana se admite por "una única vez";
-Se espera que más allá de todo análisis político, tanto los legisladores como también los representantes de las comunidades como lo somos, analicemos en profundidad las normas que integran un debate y proyecto tan icónico como el presente, las concepciones que subyacen en este proyecto, y principalmente las consecuencias jurídicas del mismo para el propio estado (todos nosotros), quien siempre asume las consecuencias económicas de los mismas.-
Finaliza el texto del Bloque de Concejales Peronistas de Saenz Peña solicitando
ARTICULO 1º: DECLARAR un rechazo institucional como cuerpo legislativo al proyecto de Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo IVE (aborto), por los fundamentos expuestos.-
ARTÍCULO 2°: Remitir copia de la presente a todas las instituciones religiosas de la Iglesia Católica, Iglesias Evangélicas Católicas no Romanas, Congregaciones y organizaciones religiosas de tipo intermedias.-
ARTICULO 3º: Remitir copia al Honorable Congreso de la Nación Argentina.-
ARTICULO 4°: SOLICITAR a las áreas pertinentes del Concejo Deliberante y asimismo a la Secretaría de Información Pública de la Municipalidad de la ciudad, la publicidad y comunicación del contenido de la presente.-