Investigadores argentinos desarrollaron un tratamiento para la artrosis que regenera el cartílago

Dos médicos y un biólogo presentaron una terapia biotecnológica que no solo detiene la pérdida de cartílago en las articulaciones, sino que permite regenerarlo. Crearon una startup para lanzar un tratamiento que permitiría curar esta enfermedad, que afecta a unas 500 millones de personas en el mundo y resulta incapacitante

La artrosis, provocada por la pérdida del cartílago que recubre articulaciones como el codo, la cadera y las rodillas, afecta actualmente a unas 500 millones de personas en el mundo, según datos de la OMS. Se trata de una de las principales causas de incapacidad, cada vez más frecuente a medida que la población envejece.

Los tratamientos disponibles hasta el momento logran calmar el dolor y detener la enfermedad, aunque no revertir el proceso. Pero los médicos rosarinos Gastón Topol (fisiatra y especialista en rehabilitación) y Franco Cescotti (kinesiólogo), junto al biólogo molecular Diego Croci, residente en Mendoza, están ensayando una terapia regenerativa con células madre, que ha logrado el crecimiento de nuevo cartílago en pacientes.

Se trata en realidad de una combinación de tratamientos, que incluyen la proloterapia (inyección de dextrosa o glucosa para aumentar el flujo de sangre y así estimular la regeneración de tejido); plasma rico en plaquetas, y células madre también llamadas mesenquimales, que son células pluripotenciales, es decir que son capaces de convertirse en cualquier tipo de tejidos. Estas se extraen del hueso del propio paciente y se inyectan en la articulación, para evitar cualquier tipo de rechazo.

Los profesionales publicaron en 2016 un trabajo en el Physical and Medical Rehabilitation Journal en el que mostraron, a través de artroscopías, que con esta combinación de terapias se puede hacer crecer cartílago en pacientes con artrosis grado 4, incapacitante, con una edad promedio 77 años.

Actualmente se encuentran abocados al desarrollo de una fórmula inyectable que pueda ser comercializada y para esto fundaron, a fines del año pasado, la startup Dharma Biosciences, que está siendo incubada en SF500, la aceleradora de empresas biotecnológicas conformada por el grupo Bioceres y con participación de la provincia de Santa Fe.

Medicina regenerativa
Con una inversión de US$ 250.000 provistos por la aceleradora, los socios de Dharma esperan llevar adelante nuevos ensayos clínicos en pacientes, para determinar la formulación de un tratamiento inyectable. En mayo, los emprendedores viajaron al Congreso de Terapias Avanzadas (Advanced Therapies) en Londres, donde presentaron su proyecto.

“Nuestro objetivo de mínima es mejorar los tratamientos ya existentes, y de máxima, queremos lograr la cura de la artrosis a partir de la regeneración del cartílago”, sostiene Topol, y adelanta que “en marzo de 2023 vamos a tener los resultados. Si todo sale bien, luego vendrán al menos cinco años más de estudios con miles de pacientes, lo que requerirá una inversión mayor, para que finalmente el tratamiento pueda estar disponible en el mercado”.

Las terapias regenerativas también se utilizan para el tratamiento de tendinopatías y lesiones de ligamentos, frecuentes en deportistas o personas que realizan movimientos repetitivos. Topol se especializó en este tipo de terapias, enfocadas en la rehabilitación deportiva, a finales de los 90 en la Universidad de Austin, Texas. Y al regresar al país, creó en Rosario Dharma, una clínica de rehabilitación que luego devendría en la startup biotecnológica que es hoy una de las cinco primeras empresas incubadas en SF500.

El contacto con la incubadora vino por parte de su socio, Cescotti, quien conocía a Federico Trucco (titular de Bioceres). Este los invitó a formar parte de SF500, inaugurada en marzo de este año en el polo científico tecnológico de Rosario, donde también está la sede de Indear, el Instituto de Agrobiotecnología, surgido de una cooperación entre Bioceres, Biosidus y el Conicet. El objetivo de SF500 es invertir US$ 300 millones a lo largo de diez años para la creación de 500 nuevas empresas enfocadas en mejorar la salud y el ambiente aplicando biotecnología.

Síguenos en Facebook
A %d blogueros les gusta esto: